El atentado contra la estación de Policía en Barranquilla – Foto: El Espectador.

¡Pacifista! reproduce este artículo en el marco de su alianza informativa con el diario El Espectador. Vea la nota original aquí

Por: Redacción Nacional – El Espectador. 

Jefferson Torres Mina, de 26 años de edad, fue identificado como el segundo sospechoso del atentado contra la Estación de Policía del barrio San José, en Barranquilla, que el pasado sábado 27 de enero, cobró la vida de 5 hombres de la Policía Nacional.

En diálogo con El Heraldo, el  director de la Dirección de Investigación Criminal e Interpol de la Policía Nacional,  general Jorge Luis Vargas Valencia, explicó que “esta persona tiene orden de captura emanada por el juzgado único ambulante anti bandas criminales de la Fiscalía en Barranquilla. Esta persona posiblemente se  encuentre en la capital del Atlántico, y responde al supuesto nombre de Jefferson Torres Mina de 26 años de edad. Pedimos a la ciudadanía que nos ayuden a dar con el paradero de esta persona”. Al parecer, Torres Mina es oriundo del departamento del Cauca.

El oficial explicó que por información que permita la captura de este hombre, se ofrece una recompensa de hasta $50 millones.

El sospechoso, según informó la Policía, tiene orden de captura No. 010 del juzgado penal municipal con funciones de control de garantías sección bacrim.


Lea también en ¡Pacifista!:

Razones para tener esperanza (o no) en el proceso de paz con el ELN


Los investigadores del caso tienen en su poder fotos de Tores Mina en compañía de Cristian Bellón, hasta ahora, el único sospechoso capturado por los hechos del pasado fin de semana en la capital del Atlántico.

Ayer fue aplazada la audiencia de imputación de cargos y medida de aseguramiento, en contra de Camilo Bellón Galindo, señalado de accionar el artefacto explosivo que dejó cinco policías muertos y otros 42 heridos en el CAI San José de Barranquilla.

El abogado defensor no se presentó en el Centro de Servicios Judiciales de Barranquilla. El ente investigador tiene lista la imputación de cargos por cinco homicidios agravados, 42 homicidios en tentativa, terrorismo agravado y uso de material explosivo.

Los diálogos de paz con el Ejército de Liberación Nacional quedaron nuevamente en entredicho por los recientes atentados de esa guerrilla que dejaron siete policías muertos y 47 heridos, por lo que el Gobierno colombiano tomó la decisión de suspenderlos.

El anuncio lo hizo el presidente Juan Manuel Santos, en respuesta a los ataques del ELN este fin de semana contra estaciones de Policía en Barranquilla y Soledad, en el departamento del Atlántico, y en Santa Rosa, en el vecino Bolívar.

“He tomado la decisión de suspender la instalación del quinto ciclo de negociaciones que estaba previsto para los próximos días hasta que no vea coherencia por parte del ELN entre sus palabras y sus acciones”, dijo el jefe de Estado.

ARTÍCULOS RELACIONADOS