Armando Benedetti. Todas las fotos: Sebastián Comba -Pacifista.

Sin Juan Manuel Santos en la presidencia, el partido político que él creó, el de la U, queda suelto en el mapa político del país. En sus 13 años de historia, esta colectividad le ha apostado a acomodarse con los presidentes de turno: primero como férreo defensor de Álvaro Uribe, luego de Santos y del proceso de paz. Ahora, sin certeza sobre quién podría llegar este año a la Casa de Nariño, se abre un nuevo panorama para sus afinidades.

Aunque no tiene la misma fuerza política que en años anteriores –pasó de tener 21 senadores a 14 en las pasadas elecciones– la U puede ser determinante para inclinar la balanza en las presidenciales: obtuvo 1’853.054 votos, una cifra nada despreciable que incluso podría acortar la ventaja que Iván Duque le sacó a Gustavo Petro en las consultas del 11 de marzo o incluso, darle la victoria al candidato uribista en la primera vuelta.

Así que su botín es preciado. En la noche de este miércoles, por ejemplo, Germán Vargas Lleras se reunió con la bancada de congresistas de la Cámara de Representantes de la U para presentarles sus propuestas. Y ya Humberto de la Calle había tenido contactos formales con la colectividad con los mismos fines.

Algo similar está haciendo Duque, aunque con más sigilo. Las afinidades de los miembros del partido son tan diversas,que congresistas como José David Name, Miguel Amín y John Moisés Besaile simpatizan con él. También existen otros que son de la línea vargasllerista, como Mauricio Lizcano. Y otros, con raíces del Partido Liberal, como Armando Benedetti, respaldan a De la Calle.

Más allá de las preferencias individuales, el partido decidirá a qué candidato apoyará colectivamente después de semana santa. El presidente de la U, el exministro Aurelio Iragorri, ha insistido en que toda la colectividad respalde a un solo un candidato para que la U no se fracture en mil pedazos.

Armando Bendetti, quien ocupa una curul en el senado desde 2006, es una de las voces más sonoras del partido. En las elecciones del 11 de marzo obtuvo 72.576 votos, lo que le bastó para continuar otros cuatro años en el Capitolio. En el último periodo Santos, el senador defendió el Acuerdo de Paz y fue uno de los congresistas más cercanos al presidente. Sin embargo, en el pasado, cuando recién se fundaba la U, Benedetti se identificaba y respaldaba abiertamente al uribismo.

Nos acercamos a él para hablar sobre las posibilidades que abren las presidenciales y sobre lo que podría pasar con el Acuerdo de Paz en el nuevo Congreso, así como con la cúpula de Farc participando del debate. Esto fue los que nos contó.

¿Cómo ve la implementación del Acuerdo de Paz?

El presidente Santos desaprovechó el Fast-Track. Esa era la oportunidad para que la implementación del acuerdo evolucionara, sobre todo la parte rural. Para mí era clave que sacaran adelante el catastro rural, pero de nueve iniciativas para la paz que tenía que pasar Santos, solamente presentó una. El tema rural no fue importante para él. El tema de la participación política también se fregó. Yo no sé qué le pasó a Santos, faltando dos meses para que terminara la legislatura él dejó que se reventara la coalición.

A veces da la impresión de que a él le importa un carajo la implementación. Fue bastante decepcionante ver que para él la paz era una especie de show por el premio Nobel. A la hora de implementar las reformas para cambiar las situaciones que han desangrado este país, no hizo absolutamente nada.

¿Y ahora qué viene?

Ahora lo que viene es el caos total porque nadie va a hacer nada durante estos tres meses. En el tema de la implementación faltan varios actos legislativos que si nos va bien estaríamos aprobándolos en diciembre. Y a eso súmele que llegue otro gobierno y toca empezar de cero. La implementación del Acuerdo no la veo nada bien.

¿Usted cree que el Centro Democrático lo va a hacer trizas?

No creo que se pueda hacer trizas, tampoco que ellos quieran hacer eso. Ellos usan ese tipo de palabras para ganar votos, pero el acuerdo está blindado. Hacerlo trizas es algo muy difícil, la verdad.

La U se debilitó en las elecciones del 11 de marzo…

La U fue el partido que más perdió, pero se nos apareció la virgen porque nosotros vamos a decidir quién va a ser el próximo presidente. Esa es una estrategia y fui yo quien la diseñó, como en febrero del año pasado. Yo sabía que íbamos a ser determinantes.

¿A qué candidato van a apoyar?

La decisión la tiene que tomar el partido con tranquilidad. Si la tomamos a las patadas se termina dividiendo. Si queremos elegir presidente, tiene que ser con todo el partido.

Se habla mucho de Vargas Lleras, que incluso lo de Pinzón vicepresidente se vio como un guiño…

No, nada que ver. Pinzón es un perdedor que aporta el 0.1 por ciento. Importa un carajo lo que pase con Pinzón.

¿Pero como bancada qué tienen planeado?

Tomar la decisión después de semana santa.

¿Y qué han hablado sobre el tema de las alianzas con otros partidos?

Conformar mayorías va a ser muy complicado con este congreso. El Centro Democrático quedó con 19, el Partido Conservador con 14, nosotros con 14, eso va a ser un mierdero. Los verdes con 10….recomponer una mayoría será absolutamente difícil.

Algunos ya aseguran que la U regresará al uribismo y apoyará a Duque…

En los medios de comunicación hay muchos opinadores que quieren tomarse los espacios de los actores políticos, por eso se la pasan diciendo un poco de pendejadas todo el día. Cada semana están diciendo que yo estoy con un candidato diferente.

Si Duque gana… ¿Qué cree que pasaría con Farc?

No va a pasar nada. El Acuerdo está bien y ellos usan esas frasecitas en campaña para ganar votos.

¿Petro se ha acercado a ustedes?

Todos se están acercando. Insisto en que a nosotros se nos apareció la virgen. Los medios decían que íbamos a sacar 10 senadores y logamos 14. Ahora necesitamos movernos bien en las presidenciales para que se nos aparezca la virgen otra vez.


Lea también en ¡Pacifista!

‘Si Fuera Presidente’: una plataforma para influenciar a los candidatos


¿Qué piensa sobre coalición Petro, Fajardo y de la Calle?

Eso sería lo más inteligente, es lo que debería pasar. Pero con esos egos lo veo difícil. De pronto eso puede pasar en segunda vuelta, pero por ahora no…

¿Duque no gana en primera vuelta?

Como están las cosas yo creo que todavía hay segunda vuelta. Porque mire: como la derecha la cogió Duque, Vargas Lleras se ha ido por el centro. Petro tiene la izquierda y quiere el centro. Como Fajardo se desplomó y él es el candidato de centro, Vargas Lleras va a tratar de pasar a segunda vuelta jugando con la maquinaria para ganarse al centro.

¿Y Humberto de la Calle?

A mí es el candidato que más me gusta, pero no lo veo con posibilidades.

¿La U se la va a jugar por la implementación del Acuerdo de Paz?

En mi caso sí. Y le digo algo: en el caso de que lleguemos a un acuerdo con algún candidato por loco que sea, lo que toca hacer es comprometerlo con la implementación.

¿Qué es lo mínimo que usted cree que debe protegerse del acuerdo?

Todo. La JEP, la participación política, la reforma rural, todo es importantísimo.

¿Si llega Duque a la presidencia cree que es posible que volvamos a ver a Iván Márquez en la selva?

Así todo salga mal, usted no va a ver a la cúpula de las Farc devolviéndose al monte. Las disidencias seguirán jodiendo, seguramente. Pero a mí lo que me preocupa es que cuando a alguien lo engañan vuelve el terrorismo. Esa gente no se va a regresar al monte como grupo armado, ya no tiene plata ni hay tecnología para hacer eso.  Pero sí pueden venir acciones terroristas, como pasó en oriente medio: en la primera guerra mundial les mamaron gallo, en la segunda guerra mundial les volvieron a mamar gallo y luego vino el terrorismo. Lo mismo puede pasar aquí. Los mandos medios de las Farc dirán: nos quedaron mal y nosotros no somos bobos y ahí empiezan con el terrorismo.

¿Y el ELN?

Lo del ELN es una cosa estúpida que está pasando. El gobierno pareciera no saber con quién está negociando. Quiso calcar el modelo para las Farc y por eso comenzó la negociación sin un cese el fuego. Yo entiendo eso con las Farc porque era un grupo regular, uniforme, si tú te ponías a negociar con el cese tenías que estar pendiente todo el tiempo de que se no se reventara y terminabas pasándote el tiempo verificando quien fue el malo, quién lo violó. Pero con el ELN sí se puede negociar con un cese bilateral, ellos son mucho más confederados. Ese fue el primer error del gobierno, y luego pusieron a un negociador pésimo, al bobo de Gustavo Bell. Por otro lado está el ELN que cree que puede levantar a bala todo el mundo y que nosotros nos vamos a arrodillar para negociar. Santos solo lo retoma porque sabe que es el premio Nobel y tiene que hacerlo.

¿Para usted qué tan viable es que Duque ‘traicione’ a Uribe?

No creo que eso vaya a pasar… No sé, él está ahí pegado a Uribe, pero la pregunta suya me hace pensar en una idea que me ha dado vueltas en la cabeza: usted no se hace elegir presidente de la república para hacer lo que otro le dé la gana.

¿Y la cercanía de Vargas Lleras con la U?

Nos hemos dado mucho palo. Yo lo critiqué cuando era vicepresidente porque se la pasaba inaugurando maquetas o vías que venían desde antes. Ese señor dilapidó de manera loca todo el apoyo de la U, si se hubiera quedado en el centro, ya estaría pasando a segunda vuelta muerto de la risa.

¿Cuál es su lectura de la última encuesta?

Es una foto de la calentura que vivimos el 11 de marzo. Aunque yo no pensaba que por esa calentura Duque llegara al 40 por ciento de intensión de voto, calculaba un 30. Si la encuesta está en lo cierto, Duque puede ganar en primera vuelta.

¿Y a Petro cómo lo ve?

Para ser presidente Petro tiene que tener dos de las tres zonas: Caribe, Bogotá Antioquia. Lo veo igual muy aislado, y con todo el mundo contra él.

Con la elección de Ángela Robledo como candidata a la vicepresidencia rompió a los verdes…

Y al Polo… Es que Petro es muy verraco cuando se trata de dividir.

ARTÍCULOS RELACIONADOS