Todas las ilustraciones por: Juan Ruíz – ¡Pacifista!

Este artículo hace parte de Divergentes, un proyecto sobre movilización y organizaciones sociales. Para ver todos los contenidos haga clic acá.

Divergentes | Tenga en cuenta que con el trabajo colectivo el riesgo puede disminuir. 

Por: Silvia Margarita Méndez y Juan Pablo Sepúlveda

La protección que le ofrece el Estado a los líderes sociales es insuficiente. Lo dicen las organizaciones sociales, las entidades internacionales e incluso el director de la Unidad Nacional de Protección, Diego Mora, quien esta semana lo admitió. Por esta razón, en ¡Pacifista! decidimos –con base en una cartilla sobre seguridad personal para defensores de derechos humanos del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo– elaborar una guía práctica de autoprotección que puede servir como herramienta de prevención ante la violencia sistemática contra el liderazgo social.

Si usted pertenece a una organización social, comunidad, colectivo o corporación política y fue amenazado o amenazada y cree que pueda ser un posible objetivo de los grupos armados por cuenta de su actividad, este manual podría darle una mano. Léalo, entiéndalo, compártalo y socialícelo con el hashtag #NiUnMuertoMás. No queremos más asesinatos.

Aquí se lo presentamos:

Puede descargar el manual haciendo clic aquí.

ARTÍCULOS RELACIONADOS